El secretario de Turismo de la Ciudad de México, Miguel Torruco Marqués, inauguro el primer Puente Turístico Terrestre que unirá a la capital con la ciudad de Puebla, a fin de fomentar el flujo de personas hacia la CDMX, promover la riqueza cultural, gastronómica y la oferta turística de la capital del país.

El funcionario capitalino precisó que el Puente Turístico Terrestre dará servicio de viernes a domingo, el horario de salida será los viernes y sábado a las 8:30 horas y regreso a las 22:30 horas, mientras que el domingo la salida será a las 8:30 y el regreso a las 20:30 horas y el costo será de 520 pesos por adulto y 350 los niños. Con ello, habrá tres corridas por semana con 150 personas, lo que da un promedio de 600 personas por mes.

Sobre las rutas incluidas por las empresas son Turibús: circuitos centro, Polanco, sur y Basílica y la empresa Capital Bus: circuitos Centro-Polanco, Reforma-Santa Fe y templos

En cuanto a la derrama económica estimó que es de 821 pesos por visitante, lo que da un promedio de dos millones de pesos al mes y 12 millones de pesos al semestre y un total de 24 millones de pesos anuales. Y señaló como expectativas de crecimiento la demanda podría ampliarse a 10 corridas diarias, con un gasto de 20 millones de pesos mensuales y de 240 millones de pesos anuales

Precisó que las salidas hacia la Ciudad de México se harán en Puebla, desde el Frente al Auditorio del Complejo Cultural Universitario “Benemérita Universidad Autónoma de Puebla”. Y las llegadas a la capital del país serán en la Fuente de la Cibeles, ubicada en el cruce de las calles Oaxaca, Durango, Medellín y el Oro, en la colonia Roma.

Reunidos a un costado de la glorieta del Ángel de la Independencia Rafael Aceves Paredes, presidente de la Alianza Nacional de Transportadoras Turísticas; Víctor Cortés Melo, Gerente de Negocio Turístico del Grupo ADO-Turibús y José Manuel de Alba Jiménez, director general de Capital Bús.

 

Comentarios